100 días de devolución
Envíos desde 3,90 €. Envío gratis desde 29 €
Pagos seguros
Filtrar por
Filtros
  1. Tipo
    Herradura
Opciones de compra
Material
Color
Color del brillante
Grosor de la barra
Diámetro del aro
Tipo

17 artículos

por página
Ordenar por
  1. Herradura con bolas
    €2,90
  2. Herradura en negro mate
    €3,90
  3. Herradura de titanio con pinchos
    €7,90
  4. Herradura con rosca interior y brillantes redondos
    €7,90
  5. Herradura de titanio con rosca interior
    €8,90
  6. Herradura negro mate con púas
    €4,90
  7. Herradura con pinchos
    €2,90
  8. Herradura de titanio
    €7,90
  9. Oferta
    Herradura de titanio de color y rosca interna
    €9,27 Tan bajo como €10,90
  10. Herradura con diseño trenzado
    €3,90
  11. Herradura en oro de 14 quilates con púas
    €91,90
  12. Herradura en acrílico con bolas de purpurina
    €2,90
  13. Herradura de acrílico luminiscente
    €2,90
  14. Herradura con bolas de purpurina
    €2,90
  15. Herradura con rosca interior y ópalo
    €14,90
  16. Herradura en oro de 14 quilates
    €99,90
  17. Herradura con salpicaduras en varios colores
    €3,90

17 artículos

por página
Ordenar por

Nostril

Puede que el momento álgido de los piercings en el nostril fuera durante los años 90, pero hace un par de años que han crecido en popularidad. Como un piercing solo o como parte de una composición, ¡han vuelto para quedarse! Este piercing tiene variaciones: puede hacerse en el lugar clásico, en el medio de la aleta o puede ser un doble nostril. El tipo de joyas también es muy variado. Está el tornillo, la barra, la barra en forma de ‘L’ y el fishtail. El fishtail es customizable - lo puedes adaptar como quieras. Los aros también son una opción muy popular. Puedes llevar uno o dos en tu piercing en el nostril.

En Bodymod te ofrecemos muchos diseños, como:

Curación

Cualquiera puede llevar un piercing en el nostril, pero debes tener en cuenta que no son los más fáciles de curar. En general no debes tocar tu piercing durante el proceso de curación, pero en este caso es casi imposible. Debes prestar especial atención y lavarlo debidamente, ya que las bacterias pueden entrar en contacto con tu piercing fácilmente, causando irritación e infección. Puedes usar nuestra Solución Salina o hacerla en casa mezclando agua caliente y sal sin yodo. Luego puedes aplicar la solución con un bastoncillo de las orejas por fuera y por dentro de la nariz. Asegúrate de seguir siempre las instrucciones para evitar cualquier tipo de infección. El tiempo de curación de este piercing es de 4 a 6 meses. Si mantienes una rutina adecuada, podrás cambiar tu joya de inicio al cabo de 6 meses.

No dejes que la dificultad de cuidar de este piercing te desaliente. Con el cuidado adecuado podrás curar de él debidamente y ¡disfrutarlo para toda la vida!